CRISTO REY, ORACION PARA UNA PETICION DESESPERADA, DIFICIL, URGENTE



Oh mi Señor Jesús, mi amado y buen Jesús, 
verdadero Dios, verdadero hombre,
Rey de los Cielos y de la tierra,
Rey de amor y justicia, Rey de vida y paz,
Rey de nuestros corazones, Rey de mi corazón,
te adoro como mi Dios y mi soberano Señor,
y te pido desde lo más hondo de mi ser
me ayudes a aminorar mis tristezas y aflicciones;
dame fuerzas cuando me veas desfallecer,
auxíliame para que llegue a mi vida todo lo bueno
y aleja todo lo que me causa desasosiego
para que consiga el equilibrio que tanto preciso.

¡Oh Cristo Jesús! Rey Universal,
te amo por ser mi amigo y hermano,
y, con fervor, te proclamo mi Salvador y Redentor,
tuyo-a soy y tuyo-a por siempre quiero ser,
abre mis ojos, mi corazón y mis manos
para que sepa honrarte como mi único Rey y Señor;
hoy humildemente postrado delante de tu Imagen
y, confiando en las veces que me has dado tu auxilio
te ruego hagas posible que se cumplan mis deseos,
consigue, te suplico, que llegue hasta mí,
ahora que la desesperación me invade,
la misericordia del amado y bondadoso Padre Dios, 
para que logre superar mis grandes problemas
y salga con bien en mis aflicciones y necesidades.

Tú que eres poderoso mediador con Dios Padre, 
Tú que estás a su derecha y recibes sus afectos, 
ruega sin cesar por mí para que me envíe pronto alivio
en esta tan difícil situación que me tiene agobiado-a
y por mi mismo-a no puedo ni se como solucionar:

(decir ahora el problema o necesidad
y la ayuda que se desea recibir de los Cielos).

Dulcísimo Jesús, Redentor del género humano,
Jesús magnánimo, compasivo y generoso, 
hazme sentir tu protectora compañía, 
Jesús Tú que eres todo Amor e indulgente, 
Tú que siempre estás presente entre nosotros,
te ruego intercedas para que el Altísimo,
que es Eterno, Todopoderoso y refugio nuestro,
sea quien me dé su asistencia una vez más
para que puedan mejorar mis actuales preocupaciones
y consiga la paz y tranquilidad que tanto deseo. 
 
Haz que tus Ángeles lleguen a mí, me den seguridad, 
sean mis guardianes cuando la malicia me aceche, 
mis defensores cuando el enemigo me dañe 
y mis fieles compañeros en mi duro caminar. 

Y Tú mi buen Jesús, mi amado Jesús,
no te apartes de mi vida quédate siempre a mi lado:
que tu bondadosa Presencia sea la suave luz 
que necesito en mi vida, en mi día a día, 
para que la oscuridad y la desesperación se alejen de mi,
que tu Amor me envuelva para que pueda respirar,
que tu justicia aleje todo mal y maldad a mi alrededor
y que tu Verdad sea la que guíe mis pasos;
bendice la vida de mis seres queridos, bendice mi vida,
bendice mi hogar, mi trabajo y mis actividades,
abre tus divinos brazos y danos refugio en ellos,
protégenos, ampáranos, condúcenos,
que tus manos siempre abiertas no se aparten de nosotros
y que por tu inmensa bondad y dulce auxilio
encontremos seguridad y alivio ante toda adversidad.

Y a mi, mi Señor y mi Rey, permíteme seguir tu ejemplo
que tu semilla dé frutos buenos, de amor
y así pueda servir a mis hermanos más necesitados. 

Oh buen Jesús, por intercesión de tu Madre, 
mi muy amada Madre, la protectora Virgen María, 
que es mediadora de todas las gracias, 
apresura tu venida a nuestras almas, 
a nuestros hogares, a nuestras ciudades, 
que tu amor se instale entre nosotros 
para que tengamos la paz y la tranquilidad 
que nos hace falta para salir de la oscuridad
y vivamos mas íntimamente unidos a Ti en la fe. 

¡Gracias Cristo Jesús, gracias por tus favores, 
gracias mi Rey por no dejar que nada me lastime, 
por no permitir que sufra mal alguno, 
gracias porque me amas y porque yo te amo! 
Haz Señor que todos te conozcan y te amen. 
Así sea. 

Padre Todopoderoso, guía de amor, Tú hiciste pasar a Jesucristo, nuestro Señor, de la muerte a la vida, resplandeciente en gloria como Rey de la creación. 
Abre nuestros corazones; libera a todo el mundo para que gocen de su Paz, glorifiquen su Justicia y vivan en su Amor. 

Que toda la humanidad se unifique en Jesucristo, tu muy amado Hijo, mi Buen Pastor, que reina contigo y el Espíritu Santo, Dios por siempre. Amén. 

Reza tres Padrenuestros y tres Glorias. 
La oración, junto a los rezos, tienes que hacerla por la mañana y por la noche durante tres días seguidos. Reza con mucha fe y esperanza, deposita tu confianza en Cristo, nuestro Rey y Señor, y solicítale lo que deseas conseguir de su infinita bondad y enorme misericordia. 

1 comentario:

SÍGUEME EN FACEBOOK

Entradas populares

ORACIÓN RECOMENDADA

ORACION DE LOS 13 RAYOS DEL SOL, PODEROSA Y MUY EFICAZ PARA PROTEGER DE ENEMIGOS Y PELIGROS

Esta reconocida oración ha sido muy usada desde hace mucho tiempo como poderosa protección contra espíritus, enemigos y males. A tra...