domingo, 25 de noviembre de 2018

SANGRE DE CRISTO, ORACIÓN PARA ANULAR Y LIBRAR DE AMARRES, CONJUROS, MAGIAS, HECHIZOS, MALDICIONES, SALACIONES...



Oh Señor mío, Cristo Jesús, yo ....... confío en Ti, 
perdona las veces que te he ofendido y fallado, 
y, con el inmenso poder de tu Preciosa Sangre, 
sella mi cuerpo y mi alma contra todo mal enviado; 
oh mi buen Jesús, sáname, purifícame, libérame, 
que tu poderosa protección descienda sobre mí 
y me dé valor en la lucha y victoria frente al enemigo, 
que tu Piedad y Amor siempre estén presentes en mi vida 
y tu misericordia me ayude a conseguir la paz de Dios.

Por los momentos tan amargos de tu Pasión, 
por lo mucho que padeciste para nuestra salvación, 
corta de raíz y líbrame de todo mal enviado por el enemigo, 
disuelve todo daño y maldad que perturbe mi vida, 
sana, limpia y purifica mi cuerpo y alma 
y no me niegues tu bendición, dulce dueño de mi alma. 


La Preciosa Sangre de Cristo me auxilie, 
la Preciosa Sangre de Jesús me bañe y cubra 
y devuelva a su estado original todo mi ser. 


la Preciosa Sangre de Nuestro Señor
disuelva y anule toda atadura, ligadura o amarre, 
hecho sobre mí .......
(o sobre otra persona, en este caso decir su nombre), 
me libere de todo conjuro, mal de ojo,
salación, hechizo, magia y maldición
que por la ignorancia, la maldad o la superstición
hayan hecho anidar o caer sobre mí (o sobre .......)
mis enemigos visibles o invisibles, ocultos o declarados.

Y por el poder de atar y desatar de la santa Iglesia
sea devueltos mi alma, mi cuerpo y mi espíritu
al estado de libertad de los hijos de Dios
y esto lo decreto en el nombre
de Dios Padre Omnipotente,
en el nombre de Dios Hijo Redentor del mundo,
en el nombre de Dios Espíritu Santo Defensor,
y por el poder de atar y desatar
que tiene la Santa Madre Iglesia Católica,
por la intercesión de la Inmaculada siempre Virgen María
y mediante el ministerio de los Santos Arcángeles
san Miguel, san Gabriel y san Rafael.

Oh Cristo Jesús, 
por esa hiel y vinagre que amargaron tu boca; 
por esos insultos y blasfemias 
que hirieron cruelmente tus oídos y lastimaron tu pura alma; 
por esa lanza que rompió tu costado 
y abrió tu divino Corazón; 
por esas tres horas de espantosa agonía; 
por tus últimas palabras y último suspiro, 
por los muchos azotes y tormentos
que hicieron de tu cuerpo una sola llaga 
no dejes de cuidarme y preservarme ante cualquier mal,  
que tu Sangre fluya sobre mis venas, 
me cubra y me haga invisible ante el enemigo, 
que tus bendiciones lleguen a mí cada día, cada instante, 
en todo momento y en todo lugar donde esté, 
y tu Luz, tu Verdad, tu Paz y Amor siempre me acompañen. 

Oh mi Señor y Redentor, te ofrezco el honor y adoración 
que tu Santísima Madre, tus Discípulos y todos los Santos 
han ofrecido a tu Preciosísima Sangre, 
y te doy de ahora en adelante todo mi amor y gratitud. 

Así sea. +

Rezar tres Padrenuestros y tres Glorias. 

Repetir la oración y los rezos tres días seguidos, 
o nueve como una novena si la petición es difícil y urgente. 

Esta oración se puede hacer para uno mismo 
o para liberar de amarres o conjuros a otra persona. 

Para que la limpieza sea mas efectiva 
se puede encender una vela blanca (o azul oscuro, o marrón) 
y quemar incienso puro en grano. 



1 comentario:

SÍGUEME EN FACEBOOK

Entradas populares

ORACIÓN RECOMENDADA PARA CASOS MUY DIFÍCILES

VIRGEN DE LA MERCED, ORACION PARA PETICIONES DESESPERADAS (AMOR, TRABAJO, SALUD, DINERO...)

¡Oh María Santísima,  Señora de la merced sin límite,   abogada de las causas más desesperadas   y madre compasiva y auxiliadora nu...

ARCHIVO DEL BLOG