viernes, 21 de febrero de 2014

ORACION A LA VIRGEN DE LA ABUNDANCIA PARA PROBLEMAS DE DINERO Y TRABAJO



La advocación a la Virgen de la Abundancia nace en el siglo XVII 
en Cursi (ciudad de Italia) después de los sucesos extraordinarios que allí sucedieron (entre ellos: los salvó de la gran y larga sequía que padecían e hizo que sus campos fueran fértiles nuevamente). 

Por ser muy querida y haber concedido infinidad de milagros, en la actualidad es reverenciada en todo el mundo. 
Hay un Santuario muy famoso en Cursi y a él se acercan miles y miles de fieles pidiendo su ayuda y agradecer los favores concedidos, sobre todo en el mes de julio, que es cuando celebran sus fiestas.  

ORACIÓN DE PETICIÓN 
A NUESTRA SEÑORA,  
LA VIRGEN DE LA ABUNDANCIA 


María Santísima de la Abundancia,
Madre amada de Jesús y Madre reverenciada de los hombres, 
ante Vos llegamos pidiendo auxilio y protección. 

 
Reina del cielo, de los Ángeles y de la tierra,
desde vuestro trono de gloria dirigid hacia nosotros
vuestra dulce mirada piadosa.

Nuestros antiguos padres,
llenos de confianza en vuestra maternal protección
os invocaron con el dulce nombre
de Madre de la Abundancia,
encomendándoos la fertilidad de los campos,
el fruto de sus sudores,
y el bienestar de sus hogares,
y no fueron jamás abandonados. 

También nosotros, llenos de confianza 
y a imitación de nuestros antepasados,
postrados a vuestros pies nos encomendamos a Vos. 

Bendecid, Oh Madre,
nuestros campos, nuestras ciudades,
nuestras fatigas, y nuestros sudores,
bendecid nuestros hogares,
nuestros trabajos y nuestros anhelos.

Aliviad, oh Madre Santa,
las dificultades, los infortunios y estrecheces
por las que pasamos y que sin vuestra ayuda 
por nosotros mismos no podemos solucionar, 
en especial os rogamos uséis vuestra misericordia 
en la concesión de este gran favor: 

(pedir lo que se quiere conseguir 
mediante la intercesión de María Santísima). 

Dadnos, oh Madre de la Abundancia,
consuelo y amparo, dadnos remedio
en nuestros dolores, en nuestras fatalidades,
aliviad cuanto antes, os suplicamos,
nuestros apuros terrenales,
nuestros fracasos, miserias y carencias.

Alejad las tempestades devastadoras,
los incendios, inundaciones 
y todo aquello que es causa de nuestro pesar,  
alejad de nosotros los males y desgracias 
y todo aquello que nos preocupa grandemente.

Apartad de nosotros, oh Madre,
las enfermedades, sufrimientos y dolores,
 el infortunio, el abatimiento y la desesperanza.

No dejéis, oh Madre, que pasemos penurias,
de manera que provistos de las cosas necesarias
para la vida temporal,
podamos dedicarnos con mayor fervor
a la salvación de nuestra alma. 

Por Jesucristo, nuestro hermano y buen Señor.

Amén. +

¡Virgen santísima de la Abundancia,
ruega por nosotros, ayúdanos,
auxílianos en nuestras dificultades económicas! 

¡Virgen María, Madre de la Abundancia, 
no os apartéis de nuestro lado jamás, 
traed a nuestras vidas alegría y felicidad! 

Así sea. +

Reza con mucha devoción siete Avemarías. 

La oración y los rezos se hacen tres días seguidos, cada día acércate mas a esta milagrosísima Virgen que está pendiente de sus hijos. Pide con devoción lo que necesitas para que no te falte de nada y en tu hogar no exista la escasez y tu y los tuyos podáis vivir libres de angustias y necesidades. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario

SÍGUEME EN FACEBOOK

Entradas populares

ORACIÓN RECOMENDADA PARA CASOS URGENTES, AMOR, SALUD, TRABAJO, NECESIDADES, PAREJA...

VIRGEN INMACULADA, PLEGARIA PARA UNA PETICIÓN URGENTE Y ORACIÓN DEL PAPA SAN JUAN PABLO II

ORACIÓN DE INICIO  Santa María, llena de la Presencia de Dios,  la mas tierna herencia que nuestro Señor y Redentor nos dejó renuevo...

ARCHIVO DEL BLOG